El crecimiento de los autónomos se estanca y se agrava la brecha con los asalariados

• Han aumentado en 9.324 autónomos la cifra de afiliados respecto al mes anterior, un aumento interanual del 0,9%, mientras que el de los asalariados es del 4,5%
• Las cifras de crecimiento son menores al de los ejercicios 2015 y 2016, lo que para UATAE es resultado de “políticas de incentivos de poco alcance”

Madrid, 3 de julio de 2017
Los datos de afiliación de la Seguridad Social correspondientes al mes de junio ha sido publicado hoy por el Ministerio de Empleo con un dato de crecimiento de 9.324 afiliados autónomos respecto al mes anterior. El aumento supone un 0,29% sobre mayo, un incremento interanual del 0,90%. En total son 3.238.410 afiliados al Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) en España.

Estos datos reflejan un estancamiento del crecimiento respecto a las cifras de los ejercicios anteriores. Los aumentos en junio de años previos fueron superiores tanto en 2016 (11.230) como en 2015 (12.715). El crecimiento del presente ejercicio a estas alturas del año, 29.032 afiliados, es similar al de 2016 (28.293) pero muy inferior a 2015, que era de 65.338 afiliados.

Para María José Landaburu, secretaria general de la unión de asociaciones de autónomos UATAE, estos datos son reflejo de unos incentivos que son diseñados para que los desempleados comiencen una actividad como autónomos “favoreciendo el factor refugio y siendo sinónimo de políticas de corto alcance". "Los parados acuden al régimen de autónomos con ayudas, pero la precaria regulación que nos rige fuerza el cese de muchos autónomos que ya estaban, y también impide la consolidación de los nuevos una vez se acaban las ayudas", lo explica Landaburu en lo que cree que es la clave del estancamiento. "Muchos entran y otros tantos salen", concluye Landaburu, quien advierte que se debe transformar profundamente el régimen del autónomo si se desea crecimiento y estabilidad.

El otro dato preocupante para UATAE es la diferencia de crecimiento entre asalariados y autónomos. Los primeros lo hacen casi cinco veces más rápido que los trabajadores por cuenta propia, una diferencia que se viene manteniendo durante todo el ejercicio. "El crecimiento de los autónomos ve claros signos de agotamiento al crecer por debajo de un punto porcentual (0,9%) mientras que los asalariados lo hacen al 4,5%", explica Landaburu, quien señala que si no fuera por la comunidad extranjera que aporta 7 de cada 10 nuevos autónomos, la diferencia sería de catorce veces mayor crecimiento en los trabajadores del régimen general respecto a los autónomos.

Grupo Noticias: